26.10.15

Prada Marfa cumple 10 años

.
Efímero, perdurable, estático, móvil, áspero, afable… Términos que comparten una y otra disciplina; moda y arquitectura se han combinado a lo largo de los siglos para reverberar modos y estéticas referentes a una época determinada. La tienda de Prada en Marfa (Texas) sirve de ejemplo. La instalación, elaborada por los artistas Elmgreen y Dragset, cumple diez años: celebra una década riéndose del consumismo estadounidense. Marfa, pueblo con poco más de 2.000 habitantes, se encuentra a unos cien kilómetros de la frontera mexicana y a media hora en coche de Valentine, la localidad más cercana, una aldea yankee de 187 habitantes. Llanuras semidesérticas, polvo, arbustos y Prada Marfa, un emblema arquitectónico que no abre nunca. Nunca se ha vendido un sólo bolso en Prada Marfa ¿Entonces? 
La fama llegó cuando en la serie Gossip Girl apareció en el lujoso apartamento del los van der Woodsen un enorme cuadro con el logo de Prada Marfa que señalaba la distancia a la tienda. Ahí, el icono se convirtió en mainstream. 

Ahora el Departamento de Transporte de Texas asegura que la escultura es ilegal porque reproduce el logo de una firma en un lugar donde se prohíben los anuncios. Los artistas no pidieron ningún permiso especial porque no consideran la escultura como publicidad y tampoco existe ninguna relación comercial entre ellos y la firma.
.
Creative Commons License
Este Blog está bajo una licencia de Creative Commons